miércoles, 23 de noviembre de 2011

SIMÓN BOLÍVAR EN HUARAZ


La fama de Bolívar provenía de su gran campaña para derrotar a los Godos en Venezuela y Colombia.

En 1823 se vivía un período de gran turbulencia en nuestra zona. Ya hacía dos años que San Martín había proclamado la independencia nacional, Lima, menos el Callao, y casi todo el norte del país se hallaba libre de realistas, los españoles estaban ubicados en el centro del Perú y dominaban un extenso corredor que los llevaba desde Pasco hasta el Cusco.
El Congreso que dejó instalado San Martín había proclamado a dos Presidentes: Torre Tagle y Riva Aguëro. Éste último tenía planes nacionalistas, pues se oponía a que sean tropas extranjeras las que tengan que liberarnos del yugo español. Entró en desavenencias con el Congreso y dejó Lima para instalar la sede de su gobierno en Huaraz.


Riva Agüero fue acusado falsamente de tratar de entenderse con los españoles, en realidad fue un gran peruanista, opuesto a la ingerencia extranjera.

El Congreso, en tanto, convoca a Simón Bolívar quien llega al Perú y recibe el título de Dictador. Su primera medida fue eliminar al enemigo interno, es decir, a Riva Agüero y decide perseguirlo con sus tropas al Callejon de Huaylas.
Bolívar tomó el camino que conduce a la sierra partiendo de Pativilca el 17 de noviembre con 2,500 hombres de los batallones "Rifles" y "Vencedor", y el Regimiento "Húsares de Colombia". Llegó a Marca el día 19 y el 21 estuvo en Recuay.
Aquí haremos un alto para señalar que antiguamente, esa era la ruta natural para subir a la sierra y Marca era punto obligado de descanso. En ese entonces no se pasaba por Cajacay ni se llegaba a Conococha, era abrirse mucho. Tampoco se tocaba Cátac ni Ticapampa. Era Marca y de frente a Recuay, para llegar a Huaraz.


Marca, capital del distrito del mismo nombre, en fotografía del 2003.

Conociendo que Bolívar había establecido su cuartel general en Recuay, las tropas de Riva Agüero desalojan Huaraz con dirección a Trujillo. Bolívar ingresa a Huaraz, un día como hoy, 23 de noviembre y desde esta ciudad envía una carta al coronel Tomás Heres en estos términos "tengo un plan formado y pasado cuatro meses entraremos en operaciones efectivas sobre Jauja por el lado de Huánuco; yo aseguro que 8,000 colombianos libertan el Perú, mientras los chilenos, peruanos y argentinos llamen la atención de los enemigos por otra parte...Ese maldito Riva Agüero no han de ceder sino a la fuerza...".
Riva Agüero recibía al mismo tiempo una carta, en que el coronel Remigio Silva desde Caraz le decía: "Bolívar ha entrado a Huaraz con solo 2,500 o 3,000 hombres que fácilmente van a perecer y él por su ambición. Con los 7,000 que tenemos haremos conocer a los colombianos que los del Perú sabemos también defendernos de aquellos que de auxiliares se han convertido en tiranos".


Bolívar se alojó en Huaraz en un caserón de la antigua "Quichqui Calle" o Calle estrecha, que luego llevaría su nombre, en el barrio La Soledad.

Más allá de las letras los hechos se sucedían vertiginosamante, Bolívar envió la caballería sobre Caraz el 24, mientras era bien recibido en Huaraz. El coronel Samuel Alcázar escribía: "La conducta observada por el Libertador y su ejército han hecho cambiar enteramente la opiniñon difundida en estos pueblos por la facción anarquista... el 26 se celebró una solemne misa en esta Santa Iglesia Matriz, y luego la Municipalidad ofreció un ambigú, comida y refresco en la noche, concurriendo al baile las pocas señoras que hay en este país".
El 29 de noviembre de 1823 Bolívar y sus fuerzas pasaron a Carhuaz, el 30 estuvo en Yungay y el 01 de diciembre en Caraz, donde se entera de la prisión de Riva Agüero. Entonces decide dejar a Antonio José de Sucre al mando de las tropas y él se dirige a Trujillo al frente de la caballería.
Este fue la primera visita que realizó Simón Bolívar a Huaraz. Ya volvería el siguiente año para preparar en nuestro suelo al ejército que iba a conseguir la libertad definitiva del suelo americano.

No hay comentarios:

Publicar un comentario