jueves, 23 de febrero de 2012

ANIVERSARIO DEL DEPARTAMENTO DE ANCASH

En su larga y heroica historia nuestra hoy región Ancash, ha pasado por una serie de acontecimientos que han contribuido a forjar su grandeza y liderazgo al frente de los pueblos del Perú.




Ancash significa "azul", por las flores de ese color que solo existen junto al riachuelo del mismo nombre.

Desde que el hombre se asentó en nuestro suelo forjó durante milenios la gran cultura andina con sus históricos hitos: Guitarrero, Sechín Bajo, Huaricoto, La Galgada, Chavín y Recuay, para llegar ya con los Huaylas y Conchucos a enfrentar a los Incas en el siglo XV y a los españoles en siglo XVI.
Durante la época virreynal nos levantamos con fiereza y orgullo ante el yugo opresor. Así consta en los documentos dejados por los opresores: "los Conchucos de la Intendencia de Huaylas son gente muy brava y alzada". Esa bravura se reflejó en la época de la Independencia cuando el ya llamado Partido de Huaylas se convierte en cuna de las ideas libertarias en el norte del país, a tal punto que San Martín y Bolívar escogieron a nuestro suelo como crisol del Ejército Libertador, vencedor en Junín y Ayacucho.


Don Toribio de Luzuriaga, el único general  peruano en el período de la Independencia

En febrero de 1821 nace el departamento de Huaylas como uno de los tres primeros del Perú Independiente. Pese a que por viscisitudes de la historia la hacen desaparecer en 1823, al anexarla a Huánuco y luego a Junín, reaparece en 1835 como departamento autónomo bajo la administración del general Salaverry.
Huaylas cambia de nombre por Ancash en 1839, cuando los avatares del destino hacen trizas la Confederación Perú- Boliviana. Oficialmente, Ancash nace el 28 de febrero de 1839, hace 173 años y con ese nombre ha de brillar con luz propia marcando el paso al derrotero de nuestra historia nacional.
Claro ejemplo de ello es la brillante participación de Ancash en la insurrección de 1854 que restituyó a Ramón Castilla al frente del gobierno; el liderazgo de Ancash ante los pueblos del Perú al ser el primer departamento en votar a favor de la Constitución Liberal de 1856; y la gloriosa participación de su hijos en la defensa de la patria en 1866.


De los pies del Huascarán nace el riachuelo Ancash que da nombre a nuestra Región

Ancash se yergue como el departamento que mayor número de soldados aportó a la Guerra del Pacífico, pues más de cinco mil soldados ancashinos tomaron las armas en defensa de la patria; 
y en 1885 Ancash se contituye en la cuna de la primera y única revolución campesina que conoce la historia del Perú republicano, cuando Atusparia y "Uchcu Pedro" alzan el grito de reivindicación por la justicia social.


La mujer ancashina tiene en Sarita Colonia al emblema del inmigrante que llega a la capital en busca de un futuro mejor 

Así como el siglo XIX, el siglo XX también es testigo del liderazo ancashino. Prueba de ello es la figura señera de Santiago Antúnez de Mayolo, el peruano del milenio, el hombre más sabio que haya conocido el Perú y la América toda, que supo ver en el recurso hídrico no una amenaza sino una oportunidad de desarrollo para nuestro querido Perú. Pero ese recurso también fue culpable de las tragedias de 1941 (Huaraz), 1945 (Chavín), 1962 (Ranrahirca) y 1970 (Yungay), al segar las vidas de miles y miles de pujantes ancashinos.
En los umbrales del siglo XXI Ancash ya convertida en región, nuevamente se pone a la cabeza del concierto de los pueblos del Perú por sus ingentes riquezas. Por la belleza de sus paisajes que hacen de nuesto suelo un jardin inigualable, paraíso para el turista; y por sus inmensas reservas minerales y su potencial agrícola que la convierten en la región más rica del Perú.
Pero lo que nadie puede negar es que la mayor riqueza de Ancash son sus hijos. El recurso humano que tiene Ancash hace que hoy en día, donde palpite un corazón ancashino, está garantizada la grandeza de la patria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario